martes, 8 de febrero de 2011

Sistemas De Clasificación De Los Seres Vivos

Para conocer los Recursos Naturales y el Medio Ambiente hay que saber como esta conformado y que lo conforma, para esto debemos saber cual es la forma adecuada de clasificación de los organismos que hacen parte de este mundo y tener nociones de como diferenciarlos y reconocerlos.  Por lo tanto les dejo este pequeño articulo a continuación. Espero les sea de gran utilidad.
  
Sistemas de Clasificación

Hay actualmente en la Tierra, como mínimo, tres millones, y quizás diez millones, de especies de organismos vivos, y una cantidad todavía mayor se ha extinguido.  El esfuerzo para poner orden en esta variedad increíble ha originado la sistemática, la clasificación del mundo vivo.  La sistemática moderna agrupa especies muy relacionadas en géneros, los géneros en familias, las familias en Órdenes, los órdenes en clases, las clases en Phyla (Phylum, en singular), los Phyla en reinos (V. tabla1)


Tabla 1. Clasificación de dos Organismos
Nivel Taxonómico
Hombres
Ajo
Reino
Animales
Plantas
Phylum (división)
Cordados
Angioespermatófitos
Subphylum
Vertebrados

Clase
Mamiferos
Monocotiledóneas
Orden
Primates
Liliales
Familia
Hominoidea
Liliaceae
Genero
Homo
Allium
Especie
Sapiens
Sativum

Gradualmente, a lo largo de unos cien años, a partir de la base sólidamente establecida por el científico sueco C. Lineo (1707-1778), quien dio comienzo a la práctica moderna de la nomenclatura binomial, cada organismo conocido recibe un nombre único, de factura latina y que consta de dos partes: la primera parte del nombre es igual para todos los organismos del mismo género mientras que la segunda lo distingue de los demás. Por ejemplo, Quercus ilex, Quercus suber y Quercus faginea son nombres científicos de la encina, el alcornoque y el quejido, respectivamente.

Grupos de todos los tamaños a partir de especies reciben el nombre de taxones (en singular, taxón), y la taxonomía es el análisis de las características de un organismo con el propósito de asignarlo a un taxón.  Desde los tiempos de Linneo, el desarrollo del conocimiento científico ha ampliado el número de caracteres usados en taxonomía, Linneo había basado su clasificación en estructuras visibles de los organismos.  Posteriormente aparecieron en escena los organismos extinguidos.  En el siglo XIX, los descubrimientos de los paleontólogos y la publicación de la teoría evolutiva de Darwin animó a los sistemáticos a creer que sus clasificaciones reflejaban la historia de la vida.  Las clasificaciones se convirtieron en filogenias, árboles filogenéticos de especies o de taxones mayores.  Hasta el momento, se conocen aún muy pocas líneas filogenéticas, y sin embargo la evidencia de una relación por antepasados comunes es criterio fundamental en la clasificación de los organismos.

En el siglo XX, los avances en embriología y en bioquímica han proporcionado nuevos instrumentos a los taxónomos.  Por ejemplo, en la actualidad las filogenias se pueden basar en los modos de crecimiento larvario o en las secuencias de aminoácidos que componen las proteínas.  Últimamente se han perfeccionado en gran manera las técnicas de microscopia óptica y electrónica, lo que permite estudiaron un detalle antes inexistente la estructura interna de las formas más pequeñas de vida y de células constituyentes de las formas de mayor tamaño.

Desde los tiempos de Aristóteles hasta mediados del siglo XX, la mayoría de los biólogos se limitan a dividir el mundo de los seres vivos en dos renos: las plantas y los animales.  Sin embargo desde mediados del siglo XIX, muchos sistemáticos observaron que ciertos organismos, como las bacterias y los hongos, diferían de las plantas y los animales más de lo que diferían entre si las plantas y animales.  De vez en cuando, se proponía un tercer o cuarto reino para englobar estos organismos anómalos.  No obstante, estas propuestas, o bien eran ignoradas, o bien eran consideradas como curiosidades sin importancia, quimeras de excéntricos.

La opinión científica empezó a cambiar en los años sesenta, principalmente a causa del conocimiento adquirido con las nuevas técnicas bioquímicas y microscópicas.  Estas técnicas revelaron afinidades fundamentales y diferencias a nivel de “múltiples reinos”(¡Uno de ellos incluía trece reinos!).  Entre ellos, el sistema de los cinco renos propuesto por R.H. Whittaker en 1959 se ha distinguido por haber alcanzado amplio crédito durante las dos últimas décadas y, con algunas modificaciones, es el que se usan en este libro.  Brevemente, los cinco reinos son: los móneras (bacterias), los procariotas (algas, protozoos, mixomicetes y otros organismos acuáticos y menos conocidos), los Hongos (setas, mohos y líquenes), los Animales (Animales con o sin espina dorsal) y las Plantas (musgos, helechos, gimnospermas y angiospermas).

Bibliografia

Cinco Reinos - Guia ilustrada de los phyla de la vida en la Tierra- Lunn Margulis y Karlene V. Schwartz - Editorial Labor, S.A. 

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada